.

Bienvenidos :-) Los textos, pinturas, dibujos, crafts y fotografías que veis por aquí son de mi autoría, a menos que se indique lo contrario. Podéis tomar lo que queráis,
pero indicad, por favor, el lugar de procedencia. Gracias a todos por ser, gracias a todos por estar.


Welcome, all these paintings, drawings, crafts, texts and photos were created by me. I hope you enjoy them :-) You can take them if you want to, but, please, just add my name or a link to my site. If you need a translator, you have it on the right, in the sidebar.


Thanks a lot for being here.




.

10 mayo 2009

Regreso



.

“Verde claridad sonora…


.

Nunca deseo volver a ti.

Busco excusas para ofenderte

porque hace mucho que me cuelgan

cicatrices de la memoria, viciada

por el dolor de aprender a odiar tan pronto.

Acuno mi rencor como a un niño enfermo,

y es la única venganza que hallo.

Quise verte podrida en tu marasmo de siglos,

águila mozárabe de mirada ojival y materna.

Quise verte despedrada, sí, atormentada

como tus Vírgenes, quise verte

desarmada de tus blasones y rendida.

Pero hoy regresé.

Me dejé envolver en el abrazo mudéjar

de tus calles para poder asesinarte

desde dentro.

Y entonces me vi, de nuevo

-treinta años ya-

acariciando tus muros con la yema de los dedos,

de la mano otra vez joven de mi madre,

dolorosa ella de hospitales y de hastío.

Y lo hice.

Escupí entonces en el desdén de tu mejilla,

maldije mil veces la preñez gótica de tu suelo,

la belleza soberana que predica en tus retablos,

la sed de sal que soporta tu río,

ese planeta líquido donde ondean los naranjos.

Abofeteé la claridad verde y sonora

que se asoma en Triana a tus balcones,

arañé con rabia la gallardía imperial

de tus sillares

y esa luz tuya, tan barroca, que se suicida,

feliz, arrojándose al mundo desde tus torres...

Ojalá tus fuentes mueran de Dios y de hambre.

Ojalá se caiga a pedazos tu noble piel de campanas.

Ojalá la historia olvide tu perfil de palmera,

tu rastro de azahar

y el jazmín constante de tu talle.


Zorra. Lejos te quiero.

Hoy volví y te odié

-que conste-

como siempre te he odiado.

Maldita. Maldita.

Bendita.

...............Mi diosa sarracena.

.............................................Mi Sevilla...


.


18 comentarios:

pepe montero dijo...

Buena mordedura, de cerca, te odio, de lejos te añoro. Qué envidia, princesa sarracena, el tránsito, y el trance se-villano, da poderío.
Un poema cojonudo, bien concentrados esos giros y medias verónicas al despiste, las puyas, en todo lo alto, y en la suerte suprema, hasta la bola.

Sube, que te saco a hombros.

"Amores que matan, nunca mueren"

Un beso.

Rossana dijo...

Espero que esta vez mi comentario se quede...
El sistema me rechaza...
Voy a hacerme seguidora de tu espacio y vendre poco a poco a leer tus poemas.
Este que acabo de leer me ha gustado y quiero más.

Recibe un abrazo
Rossana Arellano

Anónimo dijo...

hey, gracias por pasarte por pasarte mi blog, asi andamos nosotros todos, tratando de dejar nuestras letras por donde pasemos.

soy daniel de http://rincondemisletras.blogspot.com

jmc dijo...

hola muchas gracias por visitar mi blog, y que bueno que le gustara su espacio es muy lindo y muy lindos trabajos hace la felicito y que tenga una linda semana

thoti dijo...

.. pasé por aquí, con poquísimo tiempo, es cierto.. pero lo que leí y vi.. me gustó..

.. saludos, desde mis colinas solitarias..

dalgem dijo...

ES la primera vez que visito tu blog, y la verdad es que me gusta mucho. Gracias por visitar mi pequeño rincon.

atentamente
dalgem

©Claudia Isabel dijo...

Guapa y profunda, dos cualidades necesarias!
Me alegra haberme cruzado con vos!
Un abrazo desde La perla de Janis, en Buenos Aires

Ana Márquez dijo...

Muchísimas gracias a todos/as!!! Es un gozo saberse rodeada de gente tan fantástica, tan amable, tan llena de calor y de vida. Es un honor estar aquí, es un honor teneros aquí. Cuánta creatividad esconde la red. Un beso enorme a todos. Seguimos en contacto!

Antonio dijo...

Desde Málaga tiene mucho sentido esa emoción de ambivalencia que genera la arrogante y altiva Sevilla, su soberbia está avalada por su majestuosidad incuestionable, aunque se echa de menos esa humildad que engrandece. Lo excelso siempre generó una contradicción entre lo admirado y lo envidiado, entre el amor y el odio, entre el afecto y el desafecto, y a uno le cuesta mantener la visión aséptica que evada esa posición poco objetiva.

Un afectuoso abrazo y gracias por deleitarnos

Ana Márquez dijo...

Gracias a usted, don Antonio. La contradicción de mis afectos por Sevilla viene de un mal recuerdo q tengo enlazado a su imagen desde mi niñez. A veces trato de odiarla a propósito, como digo en el texto, para "vengarme" un poco, como si la ciudad hubiera sido cómplice de alguna manera de los hechos que tuvieron lugar entre sus muros y q marcaron mi vida para siempre. Después entiendo q ese odio es sólo eso, fantasía, y q la ciudad es bella (y orgullosa, sí) y esa belleza está por encima de cualquier sentimiento o memoria. Un abrazo, amigo mío.

Diario de recuerdos...... dijo...

Hola querida amiga, gracias y mil gracias ante todo por pasarte siempre por mi sitio y dejarme tus palabras siempre tan precisas.
Muchas veces los malos recuerdos se unen a entornos que luego hacen revivirlos. Tiene que ser un amor muy grande y posibles recuerdos mejores que ahora no veas para escribir a tu Sevilla como tu lo haces, recuerda......... seguro que superan los malos, tu odio al final queda claro que nunca supera a tu admiración. un gran abrazo

Ana Márquez dijo...

Tienes mucha razón, amiga. Gracias a ti por estar ahí, por leer, por reflexionar conmigo. Un besazo

Anónimo dijo...

me he dado un tan breve como bravo paseo por tus letras... he disfrutado en silencio de tus versos, de tu mundo paraliterario, me llevo la mejor impresión y prometo una pronta vuelta para volver a lavarme los sentidos en tus fuentes, gracias, un beso!!!

Alejandro Cabrol Paraná, Argentina

Ana Márquez dijo...

Muchísimas gracias, Alejandro, un honor tenerte por aquí, le pongo alas a un abrazo para que te llegue a tu ciudad de plata.

Adolfo Payés dijo...

Un gusto haberte encontrado gracias a vos. se aprecia mucho´.

te sigo y ya enlace tu espacio al mio para poder leerte con mas frecuencia..

te dejo mis saludos fraternos con cariño
un abrazo inmenso

Ana Márquez dijo...

Es un honor, Adolfo, que un poeta de tu altura lea estas cosas que se me ocurren :-) Te devuelvo el abrazo, amigo, seguimos en contacto.

Mabel dijo...

Qué buen poema, amiga.
Abrazo.

Ana Márquez dijo...

Muchas gracias, Mabel :-) Un besito

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
ir arriba